viernes, 20 de enero de 2012

FOURIER Y LOS FALANSTERIOS

PENSAMIENTOS DE FOURIER

Fourier por sus pensamientos está reconocido como un socialista utópico, gran Idealista socialista asociacionista, excepcional economista y distinguido pensador cooperativista.

Se dice que Fourier fue tan sólo un GENIAL TEÓRICO porque sus grandes ideales jamás pudo llevarlos a la práctica por carecer de medios económicos indispensables para poderlos realizar. Sin embargo, es loable destacar que Fourier a lo largo de su existencia perdió todo menos la esperanza de llegar algún día a ver cristalizados sus pensamientos reformativos de la sociedad. La esperanza de Fourier para el logro de sus objetivos estaba basada en la llegada de una ayuda filantrópica que lo dotaría de capital, para llevar a la práctica sus pensamientos. Fourier a este capital prestado le pagaría intereses por su trabajo, con una parte de los excedentes obtenidos.

Fourier creía ciegamente en cualquier momento de su vida llegaría, esta persona de buena voluntad quien le prestaría el dinero necesario para poder llevar a la práctica sus pensamientos de Reestructuración Social, que consistía en la división de la sociedad en las Colonias Comunitarias que él llamaba FALANSTERIO. En realidad la Falange era una Comunidad Cooperativa en la que se desarrollaban actividades agrícolas, industriales y servicios. Para Fourier la esencia de la asociación radicaba en la unión de intereses, para lo cual proponía que la problemática social debía resolverse mediante la formación de grupos organizados dentro de una vida comunitaria, denominada Falange. Fourier fue un gran economista y Estadista. El consideraba que el mercantilismo no era otra cosa que una Economía de Robo Sistematizado, organizado y amparado en la legalidad.

Las Comunidades Cooperativas de Fourier o Cooperativas Comunitarias, estarían organizadas en Federaciones de diversos grados o niveles, anteponiéndolos interés sociales a los individuales que debería de desaparecer del sistema.


LOS FALANSTERIOS DE CHARLES FOURIER

Los Falansterios eran Colonias Colectivas Cooperativas en las cuales se desarrollaba mancomunadamente la producción y el Consumo. Los falangistas serían los miembros de la Colonia y todos en su conjunto constituirían la Falange, la que comprendería dos partes:

1.    Una zona rural.
2.    Una zona urbana.

Ambas estarías rodeadas de bosques, colinas y ríos, abarcarían una legua de extensión y estarían habitadas por unas 300 familias que harían un total máximo de unas 2,000 personas. El número de personas que él consideraba ideal era de 1.620. Fourier estableció esta cantidad especial porque esta podía en su conjunto satisfacer las pasiones exigidas por los sentimientos humanos. Los integrantes de los falansterios podían habitar en uno o varios edificios, los que a su vez estarían provistos de tiendas comunales al servicio exclusivo de los falangistas, además tendrían en sus interiores talleres sociales en donde su actividad productiva industrial y artesanal, amén de tener comedores en donde la falange se alimentaría.

En la zona rural los falangistas se encargarían de producir todo lo necesario para que sus integrantes de modo general pudieran satisfacer sus necesidades de consumo personal y familiar. Los falangistas campestres por sus producciones entregadas al Falansterio tendrían derecho a obtener préstamos de dinero a bajos intereses con la única condición que dichos préstamos fueran invertidos totalmente con fines productivos.


No hay comentarios:

Publicar un comentario